Quiropodia

La quiropodia, es la base fundamental el cuidado del pie. Las deformidades de los dedos y las zonas sometidas a un exceso de presión unido a los calzados inadecuados hacen que la piel genere un aumento de su capa córnea provocando zonas hiperquerátosicas.

Para el alivio de las mismas, la aplicación de las técnicas de quiropodia aporta una mejoría inmediata de las molestias. Durante la sesión, se orienta al paciente de los tratamientos que se puedan derivar de la visita para solucionar el problema.

Además de estas lesiones, que son las más frecuentes, encontramos otro tipo de alteraciones susceptibles de tratamiento quiropodológico como:

  • Verrugas y papilomas
  • Sudoración, hiperhidrosis y bromhidrosis
  • Uñas Encarnadas (Onicocriptosis) y patológicas
  • Micosis ungueal, pie de atleta